martes , 24 de octubre de 2017
Home > discos > The Pyramidiacs – Stuff ‘n’ junk

The Pyramidiacs – Stuff ‘n’ junk

Si hay alguna banda que representa por mérito propio el power pop –y el pop en general– del continente australiano, son The Pyramidiacs. Formados a finales de los ochenta por Eddie Owen, el grupo repasa su carrera en este doble compacto Staff ‘n’ junk (RockIndiana, 2005). Son cuarenta y tres cortes que recogen lo mejor de sus cuatro discos y que, para satisfacción de sus fans, incluye algunas canciones casi imposibles de conseguir que habían sido publicadas en fanzines y recopilatorios, algunas versiones y dos temas inéditos grabados el año pasado. Además, incluye un completo libreto de dieciséis páginas que repasa su historia, sus diferentes formaciones y unas cuantas fotos de conciertos y de carteles y entradas de sus actuaciones.

Empecemos por las novedades. Las dos canciones inéditas son Second chance, single guitarrero que abre el primer disco, y It’s not my time, que hace lo propio con el segundo. Entre las versiones destacan Kiss me on the bus de The Replacements, la genial Paper dolls de los Nerves y una preciosa You and your sister de Chris Bell. Entre las rarezas se encuentran Sólo una vez, versión en castellano de One more time -con la que sonaron por primera vez en las radios españolas-, No soul o I found you, del recopilatorio de la segunda edición del festival australiano Lost Weekend 2003 (Laughing Outlaw, 2003).

Entre los temas contenidos en otros álbumes, yo resaltaría –por mencionar alguno– Everything y All you want, de su primer disco de igual título, o Can you feel it y I know what I know, de su último trabajo hasta la aparición de este recopilatorio: Nobody’s fool (RockIndiana, 2001), en el que ya contaron con la participación de Michael Carpenter. No podríamos dejar de mencionar dos canciones tan diferentes como Pretend o These days (la primera por sus eléctricos riffs y la segunda por sus increíbles armonías y por ser más acústica) de su disco Teenage complications (RockIndiana, 1998), o Call you round y There’s always something de Teeter tooter (Ranezz Records, 1996).

Es difícil valorar un disco recopilatorio, uno siempre tiene la sensación de que hay buenos temas que se quedan fuera. En este caso estamos ante una auténtica joya: si no conocías a Pyramidiacs, aquí encontrarás todo lo necesario para adentrarte en su música. Si ya tenías sus álbumes, con Staff ‘n’ junk podrás disfrutar con todas aquellas canciones que no estaban incluidas en ellos -trece, si no me fallan las cuentas-. Y todo esto por sólo diez euros. Ace!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *