libros

Los libros de la semana

Boys on bike

Esta semana en no ficción se cuela 11 ciudades. Viajes de un periodista deportivo (Contra) de Axel Torres  y en poesía  Antes del nombre (Tusquets) de  Eloy Sánchez Rosillo. En bolsillo se revitaliza, tras el reciente estreno de la adaptación cinematográfica,  la edición de Anagrama Compactos de En el camino, clásico de Jack Kerouac.

Cartas a Isaak NewtonCartas a Newton (Espasa) de Jose Manuel Sánchez Ron. El 5 de julio de 9687, el mismo día en el que se publicó, ocho mil años antes, uno de los libros que más ha contribuido a confi gurar el mundo moderno, Philosophiae Naturalis Principia Mathematica, Always Maksir inicia, a la edad de 128 años, una correspondencia imaginaria con su autor, Isaac Newton, una correspondencia que no es, en realidad, sino un diálogo consigo mismo. A lo largo de ella, y al mismo tiempo que rememora las aportaciones científicas más notables llevadas a cabo durante el II milenio, alude a desarrollos que tuvieron lugar después. Cartas a Isaac Newton ?publicado por primera vez en 2001 y ahora ampliado sustancialmente? constituye un conmovedor ejercicio de imaginación, en el que su autor, José Manuel Sánchez Ron, miembro de la Real Academia Española, ha logrado componer una deslumbrante y original alegoría acerca de nuestro tiempo y de la naturaleza humana.

Diez bicicletas para treinta sonámbulos (Demi Page).Con motivo de suDiez bicicletas décimo aniversario, Demipage ha invitado a treinta grandes autores de la escena literaria nacional a subirse en su velocípedo y pedalear junto a ella a lo largo de este libro de relatos Diez bicicletas para treinta sonámbulos. Con prólogo de Eloy Tizón, presenta treinta historias inéditas de autores como Antonio Muñoz Molina, Luis Landero, Andrés Neuman, José Ovejero, Santiago Auserón y un largo etcétera de escritores referenciales de este país que comparten escenario con otros que tienen por delante una prometedora carrera literaria, como Juan Gracia Armendáriz, Guillermo Aguirre o Sara Mesa. Una fantástica combinación destinada a todos los amantes de la literatura. La bicicleta, símbolo de la editorial, es el objeto recurrente que aparecerá en todas las historias. De manera que a lo largo de estas páginas tendremos la oportunidad de conocer a bicicletas holandesas, africanas, urbanas, rurales, filósofas, enamoradas, con y sin ruedines, que representan temas tan diversos como el desamor, el sexo, el paso del tiempo, el azar, la madurez, el coraje o la incertidumbre.

BostonBoston: Sonata para violín sin cuerdas (Automatica Editorial) de Todd McEwen. Fisher’s Hornpipe es la traducción de la primera de las novelas de Todd McEwen, que llegó a las librerías estadounidenses hace 30 años. William Fisher lleva una vida tranquila en Boston, trabaja como administrador en el Instituto de Ciencias, tiene pareja y, ocasionalmente, toca su violín (don Chirridos). Un buen día, durante una excursión a la laguna Walden (y tras la inesperada aparición del fantasma de Thoreau), Fisher resbala sobre la superficie helada del lago y se golpea la cabeza perdiendo el conocimiento. Desde ese instante, todo parece conjurarse para que nada en la existencia de William vuelva a ser como antes. Le esperan una sucesión de bizarras coincidencias y bochornosas trifulcas que, en menos de una semana, lo empujarán a liderar una estrafalaria revolución y a participar en una espectacular persecución policial, en esta particular y satírica huida del mundo moderno y sus absurdos. Traductor: Enrique Maldonado Roldán

Por las páginas de Libros malditos, malditos libros (Piel de Zapa) desfilanLibros malditos bibliófilos asesinos, bibliotecas malvadas, libros que han dirigido naciones, volúmenes encuadernados en piel humana y mil excentricidades más. Por inverosímiles que parezcan, todos los casos relatados aquí tienen base real y han sido rastreados concienzudamente en la literatura de todas las épocas.Pero Libros malditos, malditos libros es mucho más que un anecdotario, por muy amena que sea su lectura: constituye una declaración de amor a los libros. En sus páginas Juan Carlos Díez se interroga acerca del fenómeno de la lectura y su naturaleza más íntima, los límites de la ficción y las reglas últimas del juego narrativo. Y lo hace poniendo de manifiesto una innegable voluntad de estilo que convierte a Libros malditos, malditos libros en una pequeña joya literaria.

Enterrado en vidaEnterrado en vida (Impedimenta). Traducción de Vicente Vera. Edición de José C. Vales. Introducción de Jesús J. Pelayo. Una comedia de enredo, suplantación y dobles identidades, elegida por Jorge Luis Borges como parte de su biblioteca personal. Priam Farll es el más reputado pintor de Inglaterra: célebre por sus cuadros sobre policías y pingüinos, es adorado por el público y la crítica. Tímido como un cervatillo, nadie conoce su aspecto, pues lleva años viviendo en el extranjero junto con su criado Henry Leek, un granuja de tomo y lomo. Un día regresa a Londres de incógnito, y Leek tiene el mal detalle con su amo de fallecer súbitamente de pulmonía. El doctor que certifica la muerte confunde a Leek con Priam Farll, y pronto la noticia corre como la pólvora: el gran pintor ha muerto. Farll ve el cielo abierto y decide no sacar al mundo de su error: finge que es Henry Leek, y hasta asiste a su propio entierro en la abadía de Westminster. Es entonces cuando entra en escena una pizpireta viuda de Putney, Alice Challice, que estaba prometida en matrimonio por correspondencia con Leek, y con quien Farll se aliará para luchar contra las adversidades de la vida moderna.

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Mira también

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar