Cine, Tv y Teatro

La película de la semana: El irlandés

La producción más lujosa de Netflix hasta la fecha

Se estrena de forma limitada en cines la película dirigida por Scorsese, su primer proyecto desde Silencio (2016).

Ya el otoño pasado Netflix comenzó a lanzar ciertos títulos en cines, un hecho motivado, sobre todo, para poder acceder a las nominaciones de la Academia, comenzando con Roma de Alfonso Cuarón- nominada en diez categorías, ganadora finalmente en tres de ellas- The Ballad of Buster Scruggs de los hermanos Coen y el thriller Bird Box de Sandra Bullock. Este otoño han ampliado esa estrategia a más películas y, en algunos casos, el período de las películas en cartelera se ha alargado a unas cuatro semanas. La Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas había contemplado a principios de este año una nueva regla que estipulaba una carrera exclusiva de cuatro semanas que finalmente no se ha llevado a la práctica para 2019.

En la conferencia de prensa posterior a la proyección de prensa del Festival de Cine de Nueva York de su película, Martin Scorsese habló sobre la larga gestación del proyecto, señalando que él y la estrella Robert De Niro habían querido trabajar juntos nuevamente «desde Casino» (1995), que era, no obstante, la octava colaboración entre el director y el actor, tras Malas calles (1973), Taxi Driver (1976), New York, New York (1977), Toro salvaje (1980), El Rey de la Comedia (1983), Goodfellas (1990) y El cabo del miedo (1991). Es un regreso al género en el que Scorsese probablemente se sienta más cómodo, tras experiencias como Malas Calles, Goodfellas y Casino, en el que también han participado alguno de los actores. Además de De Niro, el trío protagonista está compuesto por Al Pacino y Joe Pesci, sin olvidar otros secundarios como Bobby Cannavale, Ray Raymano, Anna Paquin, Stephen Graham, Jack Huston y Jesse Plemons. Es la séptima película en la que Niro y Pesci coinciden—después de Toro salvaje, Érase una vez en América, Goodfellas, A Bronx Tale, Casino y El buen pastor— y, aunque parezca mentira, la primera vez que Pacino es dirigido por Scorsese

El regreso de Scorsese al crimen organizado tiene lugar durante aproximadamente 50 años en la vida de Frank Sheeran (De Niro), un sicario de la vida real cuyas hazañas impulsaron el libro de no ficción I Heard You Paint Houses de Charles Brandt, ahora con guión adaptado de Steven Zaillian, en un proyecto que Scorsese tuvo prácticamente aplazado una década. Para permitir que Niro, Pesci y Pacino interpreten versiones más jóvenes de sus personajes- los tres pasan la edad de 70 años- la película utiliza tecnología de eliminación de envejecimiento digital de última generación.

Según el director Guillermo del Toro «recuerdo, en un documental sobre Rick Rubin, explicó cómo Johnny Cash cantando «Hurt» -habiendo vivido, perdido, ido al infierno y de regreso- le dio una dimensión que no podía tener en la voz de un -entonces- joven Trent Reznor. Esta película es así. (…) transforma todos los mitos de gángsters en arrepentimiento. Vives esta pelicula. Nunca va por lo atractivo de la violencia. Nunca por el espectáculo. Y sin embargo, es espectacularmente cinematográfica (…) Esta película necesita tiempo, sin embargo, tiene que ser procesada como un verdadero duelo. Aparecerá por etapas … Creo que la mayor parte de su poder se hundirá, con el tiempo, y provocará una verdadera realización. Una obra maestra. El corolario perfecto de Goodfellas y Casino».

Con estos ingredientes, casi resulta inevitable que la película haya recibido elogios tras su reciente estreno en tres cines en la ciudad de Nueva York y en cinco cines de Los Ángeles el pasado 1 de noviembre. Para The Washington Post « es un festín para todas las edades, un cuadro quejumbroso de escenas exquisitamente fotografiadas, actuaciones icónicas y tiernos gestos hacia la vejez que dejan a los espectadores con un humor más melancólico que excitado». Para Vanity Fair «me encontré a regañadientes con la película, y la forma en que Scorsese la usa para quizás, sólo un poco, expiar parte de su propio pasado alegre por la violencia. En The Irishman, una alegre oscuridad se convierte lentamente en una elegía, rodeada de culpa. ¿Y qué podría ser más irlandés que eso?». Según Variety en la cinematografía del director es «un resumen majestuoso, siniestro, sin aliento, que no sólo es drama, sino un ajuste de cuentas, una visión del inframundo criminal que rebosa de ecos de las películas anteriores del director, pero también nos lleva a un lugar audaz y nuevo». Para Wall Street Journal «esta nueva película, que parece más corta que sus 209 minutos, parece realmente nueva y profundamente satisfactoria, por su sutileza, ingenio y resonancia; por su técnica serenamente segura (…) por la suntuosa calidad de la producción; y para el alcance épico de la historia…». Finalmente, para The Wrap «esta es una película que está plagada de personajes, incidentes, ideas, historia y, como tal, se beneficiará de múltiples visualizaciones. Pero incluso después de la primera observación, The Irishman golpea con fuerza, y es un recordatorio de que casi 30 años después de «GoodFellas», Martin Scorsese todavía tiene historias fascinantes de la mafia que contar y formas fascinantes de contarlas».

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar