entrevistas

Delco (abril 2007)

Recién estrenada la gira de su primer disco Beautiness (2Fer Records, 2006), el grupo madrileño Delco lo tiene muy claro: «queremos pasar un buen rato». Hace tan sólo dos años comenzó su andadura y desde entonces ya han debutado en los conciertos de Radio 3 y hemos podido leer reseñas suyas en varias revistas nacionales. Y es que su power pop, algo melancólico y electrizante, era ese algo que muchos ya estábamos esperando y, desde luego, Delco ha cumplido con creces nuestras expectativas. En la furgoneta donde Manu (voz y guitarra), Pablo (bajo) y Ernesto (batería) recorren las carreteras de la geografía española, tiene lugar una entrevista que, bastante cómoda y sosegada, más parece una conversación entre colegas en la que contar sólo lo que de verdad importa es una de las premisas.


Hablando un poco de los inicios. ¿Cómo surgió la idea de crear un grupo?

Pablo: Ernesto y yo coincidimos en un trabajo y los gustos musicales en común nos dieron pie a hacernos amigos y después a tocar juntos. Cada uno había tenido grupos por separado pero lo habíamos dejado. En verano de 2004 una necesidad imperiosa por tocar me hizo llamar a Ernesto y así empezamos a hacer algo. Después, una amiga nos habló de Manu que componía canciones y cantaba. Ya en la primera prueba nos dimos cuenta de que era la pieza que nos faltaba.

Ernesto: Y el segundo día ya teníamos el nombre de Delco.

¿De dónde viene el nombre?

Ernesto: Ésa es tuya Manu. [risas]

Manu: Yo tengo un par de axiomas. Uno, que sea una palabra corta y dos, que sea una palabra que pueda pronunciar mi madre. Además, Delco es la pieza del motor que convierte los impulsos eléctricos en mecánica operativa, y es algo que tiene que ver con las canciones que componemos.

¿Quién compone las canciones?

Manu: Los tres las firmamos. Tan importante es que un día triste salga una buena melodía como que Pablo con el bajo o Ernesto con la batería den con la línea adecuada.

¿Cantar en inglés para un español es algo arriesgado?

Manu: Yo es que casi soy bilingüe y las letras me salen en inglés. He estudiado en Inglaterra y en Escocia. El 90% de los discos que tengo son en inglés.

Pablo: Muchas veces la gente prefiere canciones en español porque dicen que así las entienden, pero lo que tienen que hacer es aprender inglés.

¿Tenéis, por tanto, intención de pasar al mercado internacional?

Manu: Por supuesto. En la actualidad, que cualquiera puede tener acceso a tu disco, es casi de ingenuos no tener aspiraciones de este tipo aunque sea a un nivel mínimo.

¿Es difícil que un grupo como el vuestro, con clara influencia norteamericana y canciones en inglés, pueda darse a conocer en el panorama indie nacional?

Manu: Darse a conocer es relativamente fácil. Hoy en día cualquier grupo con una maqueta decente puede ponerla al alcance de todo el mundo. En cuanto al tema de los estilos, puede que unos capten más atención que otros, como es lógico, pero en un panorama en el que normalmente la gente tiende a ser bastante «quejica» tampoco hay que tenerlo en cuenta. Si tú quieres y pones empeño, puedes.

¿Se podría decir que habéis tenido suerte?

Ernesto: Tuvimos la suerte de tener a 2Fer Records al alcance de la mano y de que ellos apostasen y formaran el sello con nosotros. En ese sentido podríamos decir que estamos en una situación privilegiada.

¿Cómo empezasteis con 2Fer Records?

Ernesto: Fue una relación un poco incestuosa. [risas] Porque uno de los socios es mi hermano.

Manu: Los dueños siempre se han movido en el ambiente de la música y tenían en mente formar el sello cuando tuvieran un grupo realmente bueno. Aprovechando la ocasión les pasamos una maqueta en acústico y, según ellos, su sorpresa fue que finalmente era el grupo de su hermano el que tanto habían estado buscando.

Se ha dicho que hacéis una música muy similar a muchos grupos pero ¿cuáles son realmente vuestras influencias?

Ernesto: Es cierto que nos encanta Wilco pero igual que nos gusta Death Cab For Cutie o Ron Sexsmith, pero no los vemos como influencia sino buena música que nos gusta a todos.

Manu: Elvis Costello decía que te influyen tanto las cosas que te gustan como las que no. Cuando se habla de influencias se debe prestar atención a ambas porque todo inevitablemente, acaba apareciendo.

En vuestra web invitáis a vuestros seguidores que os digan dónde ir para dar conciertos ¿Sois un grupo de directo?

Pablo: Como grupo estamos experimentando cada vez más cosas nuevas y una de ellas es el directo. Un grupo es realmente un grupo en los directos. En vivo somos capaces de compenetrarnos y buscar la forma de trasmitir lo que estamos sintiendo encima de un escenario y, al mismo tiempo, sentimos la reacción del público. Es lo que te da la conciencia para darte cuenta de que puedes ir con esto hasta el fin del mundo.

Manu: Realmente no hay fórmulas definitivas. No es menos grupo The Beach Boys por ser un grupo de estudio y no creo que a Flaming Lips le aporte menos lo que graban en el estudio que lo que hacen en directo. A nosotros nos beneficia más tocar en directo porque no somos grandes músicos.

Ernesto: Sabemos que es la mejor manera de darte a conocer y de promocionar un primer disco.

Muchos grupos españoles prefieren grabar fuera de España como The Sunday Drivers con Brad Jones. ¿Por qué creéis que sucede esto?

Manu: Esto es como la sanidad. La gente prefiere ir a operarse a Houston pero realmente te pueden hacer lo mismo en España. Ya no estamos en los años 60 cuando un grupo español para conseguir un sonido inglés debía irse fuera. En el caso de Sunday Drivers es diferente. Es ya su tercer disco y a lo mejor se trata más de un reto en sí mismo que de una preferencia.

Pablo: Actualmente hay gente que se monta su estudio en casa imitando el sonido de determinadas localizaciones geográficas de determinadas décadas comprándose el equipo en Ebay. Para nosotros es más importante sentirnos cómodos grabando el primer disco y qué mejor que en casa.

¿Cómo ha sido vuestra experiencia con Ramiro Nieto de Jet Lag [productor del disco]?

Ernesto: Si nos dieran la oportunidad seguro que nos llevaríamos a Ramiro a E.E.U.U. [risas] Es un pequeño genio por ahora, pero estamos seguros de que se va a convertir en un grande. Ante todo somos amigos, compartimos local con Jet Lag y la familiaridad y la confianza ayudan. Él ha sabido hacernos crecer como grupo con sus aportaciones y ha conseguido que sonemos a «música de verdad».

Texto y fotos: Beatriz Lancho

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar