conciertos

Contempopránea 2005 (29-07-05) Parte I

VIERNES 29 JULIO

Abriendo fuego en el festival, la banda de Castelo Branco (Portugal) Norton (al comienzo los cuatro con los sintetizadores). El grupo hizo un pequeño repaso de su repertorio, sobre todo de su disco Pictures from our thoughts (Bor Land, Skud & Smarty Records, 2004), donde demuestran lo bien que saben asimilar las bandas potuguesas las influencias de las islas británicas (como en el largo tema Swirling sound) en un pop electrónico y experimental.

Nadadora, el sexteto gallego, nos presentó su álbum Todo el frío del mundo (Jabalina, 2005), tras haber publicado un mini cd. Sonidos melancólicos con ciertas reminiscencias a La buena vida y, en ciertos momentos, a The Cranberries. En las voces se alternan Sara y Gonzalo, el cual recuerda por momentos a Chucho. La banda interpretó uno de los temas clásicos de Los Flechazos, La chica de Mel.

Vacaciones también vinieron al Contempopránea con nuevo álbum bajo el brazo, Emmaboda (Discos Imprescindibles / Autopop, 2005), precedido del Ep Suelta los problemas ya! (Discos de paseo, 2005) bajo el nuevo sello Discos de Paseo. Temas temas optimistas y dinámicos (Agosto, Dos corren por tres calles) con el protagonismo de la voz de Ruth, perfectos para marcarse unos bailes.

The Sunday Drivers fueron la gran sorpresa del día. Una banda que dejó al público exhausto al ritmo de los temas de su segundo álbum Little heart attacks (Mushroom Pillow, 2004) – y del primero, como el coreado Time, time time-. La confirmación de que en el pop la buena música está por encima de las etiquetas y que en un mismo festival pueden convivir (al igual que ocurren en otros eventos internacionales de este tipo) bandas de todas las tendencias. Además de los temas más conocidos y coreados – Often, On my mind– la banda interpretó a dúo con Alejandro Diez (Cooper) el tema de Los Flechazos Vuelvo a casa.

Les tocaba el turno a Fangoria: la incombustible Alaska salió al escenario junto a la banda con dos gogos para interpretar los temas de su álbum Arquitectura efímera (Dro East West, 2004): y así sonaron Miro la vida pasar o El arte de decir no. Más tarde, la banda dio paso a remixes de su repertorio, que iban interpretando de dos en dos (Me odio cuando miento y Hombres, o Carne; huesos y tu y El dinero no es nuestro Dios). La banda hizo su particular versión del tema Vuelvo a casa de Los Flechazos.

Tras la tempestad llega la calma con la presencia en el escenario de Maga: calma relativa, efectivamente, pues esta banda sabe extraer las emociones a través de la oscuridad que se impregna en sus temas: Blanco sobre blanco, agosto esquimal.

Australian Blonde no podían faltar en esta fiesta del décimo aniversario del Contempopranea. La banda ha sufrido una transformación (a título personal ,a mejor) desde su primer éxito, Chup Chup hasta el más reciente disco Canciones de amor y gratitud (Astro Discos, 2004). Ello se muestra en las raíces soul (Marvin Gaye, Al Green) que se impregnan en algunos de los temas que la banda interpretó en el concierto: What to do o Happy here (canción favorita del disco para su cantante Fran Fernández).

Lori Meyers acaban de editar el ep La caza (Houston Party, 2005). El público se mantuvo fiel a la banda y no hizo caso a la tardía hora de su actuación. El grupo interpretó el repertorio de su disco de debut Viaje de estudios (Houston Party, 2004), lleno de píldoras pop que entusiasmaron al personal a pesar de ser los últimos del día.

Texto y fotos: Santi Hurtado

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar